Éxito del concierto en la sala Clamores de Madrid
Presentación del proyecto Con la música a otra parte
Noviembre/2011

(Jesús Bastante).- "No sé si hemos tocado en clave de sol...idaridad; en clave de re...ligión; o en clave de fa...milia". Con estas palabras despedía anoche Juan Pedro Castellano, director de ediciones Khaf, el concierto-presentación del disco-libro "Con la música a otra parte", que llenó la madrileña sala Clamores de música cristiana, buen rollo y ganas de seguir construyendo un mundo nuevo. "Es lo que tiene cantar juntos, que te acabas encantando", subrayó José Luis Cortés, presentador del acto, en el que participaron numerosos cantautores, como Migueli, Nico Montero, Santos Urías o Beatriz Grifol.

"Con la música a otra parte" es mucho más que un libro, es mucho más que un disco. Es una propuesta cultural, artística y evangelizadora para jóvenes y no tan jóvenes, para parroquias, grupos de oración, movimientos y realidades varias en una Iglesia plural y en mosaico, que pone la fe al servicio de la construcción de un mundo nuevo. "Proponemos soñar un gran concierto solidario, tomar la música para irnos a otra parte, a otros países, a otras personas, a otras realidades".

El concierto, al igual que la publicación, se estructuró en cuatro partes: la primera de ellas, "Con la música a iluminar las sombras". Las sombras de la explotación infantil ("Se quejan"); de la violencia de género ("Princesa de cristal"); de la inmigracion ("Un solo corazón); y de la marginación de la mujer ("Deja").

La segunda parte giró en torno de la música "hacia el compromiso", con la lucha por la justicia como telón de fondo. O, como expresó Cortés, "se trata de comprometerse en cambiar lo que hemos descubierto cantando. Nos fuimos con la música a otra parte para comprobar que esas otras partes estaban muy cerca de nosotros". "Tan lejos y tan cerca", fue el tema que puso alas a estos sueños.

La tercera línea de argumentación giró en torno a la fe. Porque Dios se hizo música anoche en Madrid. "Con la música, desde la parte de Dios", nos ofreció el necesario encuentro entre las religiones ("Tu luz"), la figura del Creador de todo y de todos ("Dios") y, por supuesto, la del pueblo de Dios ("Somos de Dios"). "Dios es de pueblo, somos el pueblo de Dios", proclamó Cortés entre las risas y los aplausos de una concurrencia entregada ya a Migueli, Beatriz y la magnífica banda.

EDICIONES KHAF
Xaudaró 25, 28034
(c) 2009 | Todos los derechos reservados